Puede que alguna vez te hayas preguntado si el café puede aliviar el dolor de cabeza, y en algunos casos la migraña; que más de una vez has observado personas que al tener este fuerte dolor de cabeza se preparan una taza de café, y logran aliviar su malestar.

Por si aún no lo sabías, la gran mayoría de los medicamentos que son utilizados para aliviar el dolor de cabeza contienen cafeína en su composición química. La cafeína es un alcaloide que se encuentra en más o menos 60 especies de plantas, como lo es por supuesto el café, el chocolate, el té, entre otros. Sin embargo, la cantidad presente en su composición en cada uno de ellos varía, incluso existen varios tipos de té que llegan a tener más cantidad e cafeína que el café y pueden ser menos perjudiciales, como es el caso del té verde.

Como lo mencionado en artículos anteriores, la cafeína es un elemento efectivo para estimular el cerebro. La cafeína funciona como un inhibidor para varios receptores de adenosina, que es un tipo de neurotransmisor que va relacionado al dolor de cabeza. Una vez que la cafeína actúa limitando la aparición de este neurotransmisor en nuestro cuerpo, activa la liberación de otros como la dopamina y norepinefrina, y es por eso que eleva el ánimo por las mañanas mejorando la concentración para la realización de las tareas del día a día.

La cafeína mejora la concentración y los procesos cognitivos el cerebro, porque funciona como receptor de los canales de calcio en nuestro cerebro, elevando los niveles de benzoato de sodio, mejorando nuestra memoria y relajando los canales que activan la sensación de dolor en nuestro cerebro.

Un dato interesante: la cafeína puede reducir el dolor de las migrañas. Con el consumo de una cantidad justa, puede reducir la inflamación generada en los nervios causantes del dolor de los lados de la cabeza, cuando se sufre de migraña.